Campaña busca que venezolanos que abandonaron su país se reencuentren con sus perros

Una hermosa iniciativa, nacida de corazones animalistas y humanistas.

Debido a la crisis que esta viviendo Venezuela, sus ciudadanos se han visto en la obligación de migrar a otros países, dejando tristemente atrás todo aquello a lo que una vez consideraron su hogar. Se deben despedir de sus amigos, familiares, de su casa y todos los lugares que alguna vez tuvieron significado para ellos.

Sin embargo, hay un aspecto que para algunos es muy doloroso  y es el tener que haberse separado de sus animales de compañía, lo cual para muchos venezolanos resulta ser lo más difícil de su partida.

Pexels

Como todos sabemos, los venezolanos están en una situación económica muy difícil y si fue complicado para ellos conseguir el dinero para poder salir del país, resultaba realmente imposible conseguir aproximadamente 300 dólares para llevarse a sus animales, por lo que muchos tuvieron que verse en la obligación de decirle adiós a sus animalitos.

Pero hoy ha surgido una nueva esperanza para todas esas personas que tuvieron que marcharse de su país con el corazón roto por no poder emprender una nueva vida al lado de su mejor amigo.

En Argentina, el 25 de abril de 2019, se creó una campaña llamada #YoHiceFelizAUnPerro, la cual persigue la ilusión de poder reunir los recursos suficientes para que los venezolanos puedan llevar a sus perritos a su actual país. Así podrían no sólo reencontrarse con ellos, sino también, ofrecerles una nueva oportunidad y mejores condiciones de vida.

¿Cómo nació la iniciativa?

Gabriel Gagliardoni, es el actual vocero de la campaña, él se inspiró en crear el proyecto porque él vive en carne propia la dura situación, es nativo de Venezuela y sabe lo doloroso que ha sido todo el proceso de separarse de su país, pero sobretodo de su perrito que aunque quedó a cuidado de su mamá, no hay día que no lo extrañe y anhele volver a disfrutar de su compañía.

Sin embargo, él considera que su perro Bongo se encuentra feliz aunque no esté con él, pues el perrito de todas formas está con un integrante de su familia que además lo adora. Por lo que Gabriel ha decidido que no llevará a Bongo a Argentina, más bien le dará prioridad a viajar a perritos que se quedaron solos en Venezuela o que permanecieron en refugios o guarderías cuando sus familias tuvieron que marcharse.

De igual forma él extrañaba mucho el compartir tiempo con un perro, pues considera que no hay mejor compañía que esa y mayor fuente de diversión y ternura.

En el departamento que vivía no le permitían animales de compañía, así que se ofreció a pasear al perro del vecino completamente gratis, realmente estaba desesperado por pasar tiempo con un perrito.

Después de unos meses de relacionarse nuevamente con los perros y de conocer el trabajo de paseador, quiso crear una mini empresa que se dedicará al trabajo de pasear y generar actividades para los perros de papás que no disponen del tiempo suficiente para ofrecerles la recreación que los canes necesitan.

Pixabay

El emprendimiento recibió el nombre de PaseaPerros y aunque todavía no tienen instalaciones propias, trabajan a través de una página web PaseaPerros.com, en la cual las personas pueden poner el país al que pertenecen y ellos se encargan de conseguirles las personas idóneas para el servicio, sin importar en que lugar del mundo se encuentren. También los venezolanos interesados en participar del proyecto pueden inscribirse como paseadores para que puedan tener un ingreso extra y aportar a la causa.

La idea también surgió a partir de que Argentina es considerado un país perruno, pues el 80% de las casas cuentan con al menos un perro en su hogar, por lo que hay oportunidades de trabajo para los paseadores de perro.

La empresa la fundó Gabriel y cuatro amigos más, los cuales todos son paseadores de perros en Argentina por un valor no muy grande, el dinero recaudado, en un gran porcentaje, es destinado para la campaña creada.

Los fundadores trabajarán sin descanso durante 40 días, durante ese tiempo harán lo posible para conseguir un objetivo: Recaudar 40.000 dólares y llevar a Argentina los primeros 12 perritos.

El principal objetivo de PaseaPerros.com es hacerse conocer para poder difundir su campaña #YoHiceFelizAUnPerro y lograr conseguir muchas donaciones que les permitan hacer su sueño realidad.

¿El proyecto es una utopía? ¿O un sueño alcanzable?

Gabriel y sus compañeros saben que es un proyecto difícil, pero tienen toda la esperanza y pasión para hacerlo realidad.

En Venezuela la campaña la apoyan personas que están allá y las cuales se han convertido en aliados de la causa, pues ellos serán los encargados de conseguir los permisos, vacunar a los perritos y llevarlos al aeropuerto.

Pixabay

Sin embargo, por las múltiples dificultades que se están viviendo en el país, tienen complicaciones para acceder en muchas zonas, a los servicios básicos como son la luz, el agua o el Internet, lo que dificulta muchísimo el proceso de comunicación y gestión entre Venezuela y los directores de PasePerros.com.

Otro aspecto que entorpece mucho las cosas son las normas que exigen las aerolíneas, pues dependen de que haya personas que vayan a viajar al mismo destino del perrito y estén dispuestos a llevarlos consigo, pues ellos no pueden viajar solos. También dependen de que exista asientos disponibles y que sea permitido el tamaño del perrito, pues como hay tanta variedad en el tamaño de los caninos, eso hace que cambien las condiciones del viaje.

Aunque a simple vista se ven muchos impedimentos para hacer el sueño un hecho, Gabriel afirma que en los pocos días que lleva la campaña se han unido muchísimas personas y ya han recaudado bastantes fondos, él lo atribuye a que las personas que pueden tener a su perrito consigo, no imaginan una vida sin ellos y por eso se solidarizan y ayudan a las personas a que logren reencontrarse con sus amiguitos.

Me encantaría poder hacer un cierre de campaña, no de objetivo, con las imágenes de los perros llegando y reencontrándose con sus familias después de años, sería súper emocionante. ¡Ya lo imagino! – Expresó Gabriel a Infobae.

¿De qué maneras se puede apoyar la causa?

Es indispensable las donaciones, si no logran conseguir el dinero suficiente no podrán continuar, entre más dinero se recaude, más perritos podrán viajar a donde estén sus papás. Sin embargo, Gabriel ha hecho énfasis en que el dinero se puede conseguir también gracias a la difusión, él pide que las personas difundan su campaña en todas las redes sociales para que más personas se interesen en la misión y la apoyen.

Por eso es esencial las notas publicadas en los medios, twitter, instagram, todas las redes sociales que repliquen lo que estamos llevando a cabo. Apuntamos a recaudar fondos como sea. – Le cuenta Gabriel al Clarin.

También Gabriel busca voluntarios que estén dispuestos a viajar a Venezuela a recoger a uno de los perritos y lo lleve hasta su destino, pues como ya se mencionó, los perritos no pueden viajar solos y no siempre va a haber personas que coincidencialmente viajen al mismo destino que el perrito, además de que estén dispuestos a cargar con ellos.

Gabriel incluso hizo un vídeo donde en resumen cuenta cuál es la idea y como las personas pueden ayudar a realizarla. Míralo a continuación:

¿Qué proceso de selección se hará para escoger a los perros beneficiados?

Confeccionaremos una web donde estarán todas las personas venezolanas que se vayan registrando que quieran reencontrarse con sus perros. Y lo que haremos, que nos parece más justo, es hacer un sorteo oficial, con los primeros diez o doce beneficiados por la campaña. – Explica Gabriel a Clarin.

Gabriel es consciente que el número de personas que se van a inscribir son muchas y aunque las quisiera ayudar a todas sabe que no es posible, aspira a que en algún momento lo sea, pero por ahora el hombre es sensato y sincero al reconocer y dar aviso a que no se podrán trasladar a todos los perritos de una vez, sino que toca poco a poco.

Hay que tener paciencia y permitir que esta campaña se establezca y crezca, porque tenemos mucha fe en que esto va a llegar muy lejos. No sólo en Argentina hay venezolanos que se han separado de sus pichichos, también en Colombia, México y Chile, por lo que somos ambiciosos. – Expone Gabriel a Clarin.

Un poco más acerca de Gabriel.

Gabriel es un hombre de 26 años, siempre se ha considerado amante de los animales y principalmente de los perros, sin embargo, él reconoce que a partir de su separación con Bongo siente que su sensibilidad hacia los animales aumentó.

Como él ahora sabe que su perrito está mejor en Venezuela, decidió darle una oportunidad a un nuevo animalito. Él reunió todos sus esfuerzos y ahorros económicos, no sólo para crear su campaña, sino también para mudarse a una vivienda que le permitiera tener animalitos, pero que también le proporcionara el espacio y las condiciones adecuadas para tener un perrito.

Así fue como Zukko llegó a su vida, un perro adulto con pocas opciones de ser adoptado, pues las personas suelen rechazar mucho a los perros adultos y de color negro, pero Gabriel no, él en cuanto lo vio se enamoró de él y quiso darle una oportunidad.

Ahora Zukko y Bongo a lo lejos, son la mayor motivación para hacer de #YoHiceFelizAUnPerro un sueño hecho realidad.

Clarin

Fuente: Clarin.