Experimentó el fascinante comportamiento de los gorilas y se llevó una increíble sorpresa *

Los gorilas son mucho más de lo que imaginamos.

Damian Aspinall, director de una organización sin ánimo de lucro llamada The Aspinall Foundation, dedicada a rescatar gorilas en peligro para recuperarlos y devolverlos cuando estén listos a su hábitat natural en la jungla, creció entre animales ya que su padre era propietario de un zoológico en Ingleterra. Esta experiencia también le sirvió para tomar conciencia del alto nivel de sensibilidad que tienes los animales, así como su inmensa necesidad de libertad.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Taking a rest with Saba Sunday snooze

Una publicación compartida de Damian Aspinall (@damian_aspinall) el

Gracias a su niñez, de adulto se convirtió en un defensor de los derechos de los animales y se especializó en fauna salvaje. Con sus amplios recursos económicos fundó la organización que ha salvado ha más de 60 gorilas en los últimos años, rescatándolos, rehabilitándolos y devolviéndolos a su hábitat natural.

Entre estos gorilas se encuentran dos muy especiales, Ima y Djalta, un macho y una hembra, quienes fueron criados por el mismo Damian. Él los rescató de un zoológico cuando eran pequeños y pasó mucho tiempo a su lado, hasta que se hicieron adultos y estaban listos para vivir en libertad, aunque los tres eran muy apegados, él sabía que no habría un mejor lugar para ellos que el lugar al que verdaderamente pertenecen, la jungla.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Ebeki love

Una publicación compartida de Damian Aspinall (@damian_aspinall) el

Por ello, hace seis años los liberó en una selva de Gabón en África Central, pero hoy regresó acompañado de su esposa para volver a ver a sus viejos amigos, la pregunta es: ¿lo reconocerán?

Recordemos que los gorilas son animales muy territoriales y debido a su enorme tamaño son peligrosos, por eso Damian tomó todas las precauciones del caso, antes de acercarse y presentarles a su esposa.

Youtube/The Aspinall Foundation

Al principio los animlaes se sintieron incómodos con la presencia de los desconocidos, pero poco a poco fueron reconociendo al hombre que los crió y rápidamente se acercaron a saludarlo. Él se sintió feliz de volverlos a ver y que ellos no lo hubieran olvidado.

Pasado un rato, Damian le dijo a su esposa que se acercara lentamente para ver cómo reaccionaban Ima y Djalta a su presencia. Si bien no hubo muestras de agresión, ninguno de los dos gorilas se animó a acercarse demasiado a ella. Todos pararon unos momentos más y luego la pareja se fue.

No obstante, lo que tenían pensado era volver al otro día y así lo hicieron, pero esta vez ambos gorilas reaccionaron mucho mejor!

Youtube/The Aspinall Foundation

Tan pronto los vieron se acercaron a saludar y como si de viejos amigos se tratara, con toda tranquilidad fraternizaron con la esposa de Damian. Incluso uno de ellos le quitó su gorra y se la puso. Fue un momento muy cercano y divertido.

Youtube/The Aspinall Foundation

Mira a continuación el vídeo del encuentro entre los humanos y estos dos lindos gorilas:

Esta fue una muestra más de la complejidad de sus pensamientos y sentimientos, pues Ima y Djalta nunca se olvidaron de la persona que los cuidó y al darse cuenta que la esposa era alguien cercano a él, de inmediato la aceptaron como parte de su familia.

Fuente: The Aspinall Foundation, Damian Aspinall, DailyMail.