fbpx

Carnicero alimenta a este gatito de la calle que se acerca a su vitrina a pedir comidita

Este gentil hombre le da de comer a ocho perritos y tres gatitos más que todos los días, puntualmente visitan su tienda.

Quien hace posible que siete u ocho perritos y tres felinos o más, se alimenten diariamente es Ikram Korkmazer. El hombre tiene una carnicería ubicada en Turgutlu, una ciudad de Turquía y decidió no solo abrirle sus puertas a las personas, sino también a los animalitos callejeros que lo necesiten.

Un ángel con delantal y una sonrisa sincera.

El primero en ser ayudado fue un gatito de manchas grises y blancas al que el llamó Yeşim, él fue el protagonista de los primeros videos del hombre y quien quizás se encargó de que esta buena noticia, fuera conocida por sus amigos peluditos que también estaban deambulando por las calles.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por İkram Korkmazer (@ikramkorkmazer) el

A medida que fue pasando el tiempo, no solo perritos, gatitos o clientes sin dinero como les dice el hombre de cariño, se enteraron de su noble labor, sino también la comunidad en general y hasta los medios de comunicación de su país, quienes reconocieron y aplaudieron la acción de Ikram.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por İkram Korkmazer (@ikramkorkmazer) el

La relación entre Yeşim e Ikram, se fortaleció cada día más, ya era usual para el hombre recibir cada mañana al felino en su mostrador o ver a los canes en la puerta del negocio, esperando a que él los invitara a seguir. Sin embargo, esa felicidad se vio interrumpida, porque un día el gatito no llegó como de costumbre al lugar de trabajo de su amigo.

Un legado que seguir a pesar de las malas noticias.

Fueron tres días los que Ikram y Yeşim no se vieron y tristemente cuando se reencontraron, la alegría no fue completa. El felino estaba realmente enfermo y aunque lo llevaron al veterinario, no soportó sus problemas de salud y falleció, dejando a su humano al cuidado de todos los amigos callejeritos que él ayudaba.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por İkram Korkmazer (@ikramkorkmazer) el

La tristeza se apoderó del corazón de Ikram, pero apoyado por los animalitos que siguieron llegando a su tienda, logró nuevamente volver a sonreír y en honor a su amigo gatuno, puso una especie de silueta en el mostrador, para acordarse de él todos los días.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por İkram Korkmazer (@ikramkorkmazer) el

A la fecha, el hombre sigue alimentando a sus peluditos clientes y compartiendo en sus redes sociales lo que vive día a día con ellos.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por İkram Korkmazer (@ikramkorkmazer) el

Agradecemos esta hermosa labor y esperamos que sean más los callejeritos ayudados, para que ya no tengan que pasar días enteros sin tener nada en sus barriguitas.

Fuente: IkramkorkmazerMilliyet.