Este perrito no eligió la mano correcta en las adivinanzas, su carita es de pura decepción

Lo peor es que él se creía un experto adivinando en qué mano estaban sus golosinas.

No sólo los niños aman el juego de adivinar en qué mano está, a los animales también les encanta y aunque ellos tienen muchas más ventajas que nosotros a la hora de escoger la mano correcta debido a su desarrollado olfato, sensitivo oído y a que sus ojos están más adaptados para captar e identificar objetos en movimiento, a veces fallan y este perrito es prueba de ello.

Resulta que según lo que dijeron sus dueños, Dunkin es un verdadero experto en este tema de adivinar en qué mano esconden sus galletitas, desde que era un cachorro juega a este divertido juego por lo que su experiencia hace que casi nunca falle, sin embargo, en esta ocasión su exceso de confianza le jugó una mala pasada y su reacción es adorable e hilarante pues con toda la sinceridad del mundo deja ver lo decepcionado que se siente al no haber escogido la opción correcta.

En el vídeo que sus dueños grabaron, se puede ver que Dunkin muy concentrado, pero a toda prisa escoge la mano izquierda de su dueña, quien le ofrece ambas opciones. Ella abre la mano elegida por el perrito y el sin demoras se lanza a comer su premio, una sola galleta, pensando hasta ese momento que su elección, como siempre, había sido la correcta.

Pero entonces la dueña abre la otra mano, que no contiene una galleta sino varias y el animalito de inmediato cae en cuenta de su error. Mira con toda seriedad la mano abierta de su dueña con el montoncito de galletas y luego mira a su dueño, quien está grabando, con sus ojitos llenos de tristeza y decepción.

Sin duda, Dunkin aprenderá que la prisa no conduce necesariamente al éxito y la próxima vez se lo pensará mejor antes de elegir.

Mira en el vídeo a continuación la tierna reacción de este perrito al darse cuenta de que había elegido mal y alégrale el día a alguien compartiéndolo.