fbpx

La gente está comprando Huskies por Game of Thornes para luego abandonarlos

Cuando la gente tiene un perro por la razones equivocadas lo más probable es que lo abandone.

A raíz del enorme éxito que ha tenido la serie llamada Game Of Thrones en todo el planeta, los refugios de animales han reportado un incremento inusual en los últimos tres años en el abandono de perritos Huskey y otros de razas similares a lobos, ya que en la serie estos tuvieron un lugar protagónico.

No es la primera vez que algo así sucede ya que cada vez que se vuelve tendencia, por una película o porque una celebridad tiene determinado tipo de animal, las personas comienzan a comprarlos en grandes cantidades, influenciados por la moda.

Analicemos lo que conlleva esto.

En primer lugar comprar un animal es comenzar con pie izquierdo porque se crea la noción de que se está comprando un objeto y nunca un ser vivo debería ser tomado como mercancía.

En segundo lugar, las personas que compran animales muchas veces lo hacen motivados por la ternura que producen cuando son pequeñitos, pues son adorables, pero lo malo es que sus dueños no han desarrollado la sensibilidad para comprender que un animalito siente y se encariña en extremo y que no es justo abandonarlo sólo porque ha crecido y ya no es tan «lindo» como antes.

Y por último, cuando se hace influenciado por las tendencias, las posibilidades de abandono son aún más altas ya que en el momento en que la persona entre en razón y se de cuenta que lo que compró no es un objeto sino un ser vivo con necesidades, muy posiblemente no esté dispuesto a hacer los esfuerzos que ello demanda y prefiera deshacerse del animalito.

Es por esta razón que los refugios están registrando más de estos perros que nunca antes.

Un refugio incluso indicó lo siguiente:

Hemos conseguido tres perros de razas asociadas con lobos, llamados «Ice» en los últimos tres meses.

Lo que demuestra cuanta influencia ha tenido la exitosa serie en las compras que las personas están haciendo y que lamentablemente terminan en gran medida en abandonos.

Por supuesto, aclaramos que ni la serie ni la productora ni ningún elemento relacionado a ella tienen la culpa de esta triste tendencia, los culpables son las personas que no tienen conciencia sobre la tenencia responsable de los animales.

Fuente: TheDodo.