fbpx

Maestra enfrentó y venció la industria minera para salvar al leopardo de las nieves

Los leopardos y el mundo le debemos nuestra gratitud a esta aguerrida mujer.

A sus 49 años de edad Bayarjargal Agvaantseren, una maestra de lenguas extranjeras de Mongolia ha logrado lo que pocos se hubieran atrevido siquiera a imaginar: derrotar a las compañías multinacionales explotadoras de recursos mineros en su país, obligando al gobierno a cancelarles las 37 licencias que tenían vigentes, frenando por completo su actividad en el Desierto Sur de Gobi, hábitat natural del leopardo de las nieves, una especie al borde de la extinción.

Pixabay

Pero ese sólo fue el principio de su implacable defensa por estos hermosos felinos.

Una heroína surge en la defensa de un animal al borde de la extinción.

Hace años Bayarjargal abandonó su tranquila carrera como maestra y emprendió una feroz lucha en contra del gobierno de Mongolia tras ver por ella misma la penosa situación en que se encontraba el leopardo de las nieves, un pequeño felino de la zona sur de dicho país y que conforma una parte del desierto de Gobi, el cual comparte con China.

Pexels

En el 2016 luego de años de llamar la atención de medios de comunicación locales e internacionales, de entablar demandas, de organizar protestas y muchas otras cosas más, esta mujer logró que su gobierno le retirara las licencias que en el pasado le había otorgado a diferentes compañías mineras para que explotaran los recursos de la zona ya que esta actividad estaba forzando al leopardo de las nieves a desplazarse del desierto debido a la destrucción de su hábitat natural, obligándolo a cruzar los picos de Asia desde el Himalaya hasta las vastas mesetas de China, en las cuales tuvo desventajosas confrontaciones con los campesinos de los nuevos lugares a los que los animales debían huir.

Gracias a su incansable labor ya los felinos podrán vivir tranquilos en su hábitat natural, el desierto de Gobi.

Su lucha animalista la hizo este 2019 merecedora del premio Goldman Prize.

Goldman Environmental Prize

No obstante sacar a las compañías de allí era sólo el comienzo ya que ella era consiente de que la grave situación del leopardo de las nieves se debía a otros factores y que si bien la actividad minera había empeorado la situación, no era la principal amenaza para estos felinos.

Por esta razón la mujer se propuso obligar al gobierno a declarar una zona de 1.8 millones de acres como reserva natural para la conservación del leopardo de las nieves. Su propósito ahora es una realidad y la reserva fue bautizada con el nombre de Tost Tosonbumba.

Al ser declarada reserva natural, la zona volverá a servir de hábitat para los leopardos de las nieves y sus poblaciones estarán protegidas por la ley, con la esperanza de que poco a poco las poblaciones puedan recuperarse de los ataques sufridos.

Pixabay

¿Por qué el leopardo de las nieves está tan amenazado?

Si bien la minería obligó a los pocos especímenes que quedaban a alejarse del desierto, su hábitat natural, fue la caza por su piel y sus paticas y el secuestro de sus crías para abastecer el mercado de mascotas exóticas, las que los llevaron al borde de la extinción en un periodo de tiempo muy reducido, 15 años para ser exactos,  ya que estos animales tienen un ciclo de reproducción muy lento, que dura cuando menos dos años y que hace que sus poblaciones no se recuperen fácilmente ante una constante amenaza como la caza.

Además, la tasa de mortalidad de los cachorros de esta especie es muy alta debido al difícil clima en el que habitan, lo que ayuda a que la especie no se puede recuperar.

Esperamos que con los logros obtenidos por Bayarjargal, estos preciosos felinos tengan la oportunidad de sobrevivir y sigan regalándole al mundo el espectáculo de verlos correr entre la nieve o escalar los increíbles picos del Himalaya.

Pexels

Fuente: Goldman Prize.