fbpx

«Ni siquiera era mi perro, pero nada me iba a impedir saltar a ese río congelado»

Respeto profundamente a este tipo de personas, muchos no lo ven, pero se necesita valentía para hacer lo que hizo.

Lo que inició como un tranquilo paseo para el señor Chatten y sus dos perritos adoptados llamados Duke y Milo en el Bark Park, en New York, rápidamente se convirtió en un heroico rescate que los dejó a todos casi que congelados, no solo por la temperatura ambiente, sino por lo que es capaz de hacer un amante de los animales.

The Buffalo News

Un héroe inesperado.

Era una tarde de febrero cuando Chatten se encontraba paseando en compañía de sus perritos tranquilamente cuando fue interceptado por un hombre que angustiado le preguntaba si había visto a su cachorrito de raza terrier y color negro llamado Jackson. A pesar de que Chatten había estado vigilando el juego de sus peluditos fijamente, no había visto a ningún otro perro cerca, pero al ver la preocupación del individuo, decidió ayudarlo en la búsqueda de su perrito perdido.

Los dos acordaron dividirse la búsqueda dentro del parque para abarcar más zonas, pero aun con esto, no había rastros del perrito. Duke, Milo y Chatten que ya conocían el lugar, decidieron ir un poco más lejos de la zona previamente establecida y fue entonces cuandolos ladridos de los perritos de Chatten lo alertaron sobre algo grave que estaba sucediendo unos metros más adelante. Cruzando un arroyo y sobre una capa de hielo rota, estaba el cachorrito extraviado tratando de nadar para mantenerse a flote, una escena desgarradora que indicaba que necesitaba ayuda con urgencia.

Prácticamente me dijeron que había algo allí – Contó Chatten, sobre sus perros Milo y Duke, a The Buffalo News.

Un saltó al vacío motivado por el amor.

Cerca del pequeño lago estaban Mary Balicki y Samantha Kelly, dos mujeres que ante la situación, aconsejaron a Chatten llamar a emergencias, no obstante, para él esto llevaría mucho tiempo y posiblemente el cachorrito no resistiría hasta que los bomberos llegaran a intentar salvarlo, él no podía permitir que un perrito falleciera ante sus ojos. Sin pensarlo dos veces y con la única intención de salvar al peludito, Chatter le entregó sus pertenecías electrónicas a las mujeres y saltó al agua para sacar al cachorro de allí. Había mucho hielo, era en extremo frío, pero él sabía que no era profundo porque solía caminar por allí.

Con cuidado Chatten caminó sobre el hielo hasta llegar al perrito, luego descendió hasta él y lo tomó fuertemente en sus brazos para regresar a tierra firme, el animalito estaba temblando de frío, pero feliz de saber que alguien se había arriesgado para salvar su vida.

The Buffalo News

Ya en la orilla, una de las mujeres esperaba para recibir al perrito, mientras la otra capturaba la escena.

Por suerte, a los pocos segundos del rescate, el dueño del perrito llegó al lugar y lo llevó de inmediato a una clínica veterinaria, las noticias de que el cachorrito estaba sano y salvo y que ya había sido dado de alta, llegó a los oídos de su rescatista, quien estaba feliz de que todo hubiera resultado bien, no obstante, aprovechó para reiterar que todo había sido gracias a Duke y Milo que lo habían alertado del lugar donde exacto para buscar.

Meses después Chatten recibió el premio de Animal Hero Rescue Award por su increíble rescate, ya que una acción desinteresada como esta merece ser reconocida y aplaudida.

Zoorprendente

Personas con este corazón y que amen profundamente a los animales es lo que necesita el mundo, pues lamentablemente estos inocentes seres son los que más corren peligros en nuestra sociedad, sufren decepciones y son maltratados.

Gracias Chatten, eres un héroe animalista.

Fuente: The Buffalo News,