fbpx

Su pequeño sueldo lo reparte entre sus necesidades y alimento para perros de la calle

Las personas más generosas del mundo no son los millonarios que donan fortunas a causas benéficas, son las personas capaces de sacrificar su propio bienestar por el bienestar de otros.

Muchas veces para ayudar no necesitamos de grandes acciones y mucho menos fortunas, solo basta con tener la intención de hacer algo por el otro. No en vano, las grandes construcciones y empresas, se han levantado con el trabajo fusionado de cientos de manos solidarias.

Hay quienes creen ser ricos y no tienen nada; y hay quienes aparentan ser pobres y tienen muchas riquezas.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por Amigos de Nacho (@ccamigosdenacho) el

Este proverbio bíblico resume en pocas palabras la emotiva historia de hoy. Un hombre conocido popularmente como el Chema, fue visto en la zona 17 de la ciudad de Guatemala por la organización Rescue Program GT, quienes capturaron el momento justo en que el hombre le estaba dando de comer a un perrito callejero. La imagen que se viralizó rápidamente en redes sociales tiene la siguiente descripción:

 A veces no se necesita de grandes aportes económicos pero si la voluntad y el deseo de cambiar un momento del día de estos peludos que pasan largas horas caminando, reciben golpes, pasan frío, aguantan horas de lluvia para poder encontrar algo que comer. Don Chema sin duda es un angelito para cada uno de ellos que se topan con él durante su camino – Escribió Rescue Program GT, en su cuenta de Facebook. 

Aunque el lindo gesto de Don Chema hace que nuestro corazón se llene de ternura, estamos a punto de conocer un detalle que definitivamente explotará nuestro termómetro de cualidades empáticas.

Con los alrededor de 4 dólares de sueldo que Don Chema gana trabajando en una empresa fabricadora de bloques para construcción el hombre alimenta diariamente con pan a perritos que viven en las calles. Es una cifra muy baja, pero que sin duda este héroe sin capa desea compartir con estos tiernos peluditos sin casa. Los invito a hacer la conversión con la moneda de su país, así cada uno sabrá y entenderá el esfuerzo que hace este hombre.

No cabe duda que con poco se puede hacer bastante y más aún si se trata de estos angelitos, que caminan por las calles tratando de buscar algo de alimento y que de vez en cuando, se encuentran con lindas personas como Don Chema que cambian sus días. Sin duda este es un ejemplo que todos debemos seguir, ojalá que a lo largo de nuestra vida sigamos encontrando personas como esta, sin dejar de lado el objetivo que a futuro ningún perrito se encuentre deambulando por la calles.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

😍

Una publicación compartida por Perritos Tiernos (@perritostiernos_1485) el

Fuentes: Rescue Program GT