fbpx

Prefieren abandonar el bosque y comer basura, así de mal están los elefantes en Sri Lanka

Uno de los animales más majestuosos del mundo arrinconado a este triste hábito. 😔

Sri Lanka es uno de los paraísos más codiciados del mundo. Ubicado en la punta sur de India, es una isla del Océano Índico llena de diversidad de culturas y especies de fauna y flora que la hacen uno de los pulmones del mundo, sin embargo, la afectación que ha derivado de la contaminación que generan los grandes vertederos ilegales al lado de sus enormes bosques no solo perjudica al planeta entero, también a algunos de los habitantes más preciados del lugar: los elefantes asiáticos. 

Tharmapalan Tilaxan

Hogares saqueados y destruidos y una nueva y degradante forma de subsistir.

La dura y triste imagen de elefantes comiendo basura llegó a principios de octubre a cada rincón del planeta de la mano del fotógrafo nativo de Sri Lanka, Tharmaplan Tilaxan. Con esta desgarradora serie de fotos, el hombre ganó el premio al Fotógrafo del Año de la Real Sociedad de Biología que, este año, tenía como tema Nuestro mundo cambiante. 

Aquí puedes ver el video de Tharmaplan explicando sus fotos:

Aunque su objetivo no era capturar algo tan desmotivador e impactante, Tharmaplan dice que este suceso ya se convirtió en algo cotidiano para los elefantes que viven en Sri Lanka que, según cifras de New Scientist, representan el 10% de la población mundial de la especie. Con el cambio de siglo, la vida de estos gigantes se ha visto afectada en el país por hechos como la caza ilegal que ha reducido sus ejemplares a solo 7.500 en la actualidad, un 65% menos que en el comienzo del siglo XXI.

Tharmapalan Tilaxan

En estas nuevas e impactantes fotos, Tilaxan quiso capturar otro flagelo que se ha vuelto común en las zonas boscosas del país: elefantes alimentándose diariamente de grandes cargas de basura de vertederos ilegales junto a sus hábitats.

Según los expertos conservacionistas, el problema tiene dos grandes áreas de fondo que el gobierno ha querido atacar pero no ha logrado: la pérdida de los bosques a manos de la agricultura y la expansión humana y, la construcción de vertederos ilegales que ya son penalizados pero siguen existiendo.

Se acostumbraron a vivir de esta manera.

Los elefantes son una de las especies más grandes y más protegidas del planeta debido a su importancia para la fauna y los bosques que, en muchas ocasiones, dependen de ellos para extenderse y seguir existiendo.

Por naturaleza, estos preciosos animales son pequeños cosechadores y grandes caminantes que van esparciendo vida a su paso, sin embargo, al encontrar basura alrededor de un territorio que cada vez es más pequeño para sobrevivir, ellos se han adaptado a ingerirla para sobrevivir, una costumbre que los está matando poco a poco.

Tharmapalan Tilaxan

Aunque el plástico que consumen en gran parte de los desechos puede llegar a ser muy tóxico, aún no se reporta una sola muerte derivada de la ingesta del mismo, sin embargo, los expertos advierten que si el panorama no mejora será cuestión de tiempo para que esta sea la segunda causa de deceso de elefantes en Sri Lanka, sobrepasado solamente por la caza ilegal.

Es tiempo de cambiar y accionar mecanismos de más dureza para frenar vertederos ilegales de esta magnitud, más aún en un país que considera los elefantes como sagrados.

Fuentes: Royal Society Of BiologyTharmaplan Tilaxan.

Noticia verificada con Google Fact Check, no a la desinformación. ¿Como verificamos nuestro contenido?